Cerrar
Marzo 2015 – Noticias y Novedades
La Maldición Minera en las Montañas de Chile

El gobierno Chileno actual a hecho caso omiso a las constantes convocatorias que día a día exigen que se detenga la destrucción indiscriminada de la cordillera

- 30/03/2015 -
- Por Rodrigo Yaitul, corresponsal del CCAM en Chile -

Esto no se aleja mucho de la realidad que existe en las montañas Chilenas, las cuales están siendo “aniquiladas” por los proyectos mineros… Algunos podrán decir que es sensacionalista, o muy holocaustico, pero la verdad es que es un tema que el gobierno actual a hecho caso omiso a las constantes convocatorias que las personas del país hacen y que día a día exigen que se detenga la destrucción indiscriminada de la cordillera, producto del enriquecimiento de solo algunos, y avalándose en un recurso que llaman “desarrollo”.

Vista desde la cumbre del Cerro La Paloma, adyacente a Minera Andina, parte de cuyas faenas se observan en el fondo del valle, que pertenece a las cabeceras del Río Blanco (o lo que quedan de ellas). El cerro alto que se ve detrás es el Aconcagua. Foto: www.panoramio.com

Muchos son los proyectos que han atentado directamente a la destrucción de los glaciares, los cuales son como un tablero de dardos, ya que estas empresas mineras, tanto internas como externas (Codelco División Andina, Barrick Gold, Antofagasta Mineral entre otras).

En esta ocasión nos enfocaremos en datos relativamente actuales y algunos del recuerdo (que causaron la destrucción de glaciares milenarios en Pascua Lama). Y que sin lugar a dudas cumplen la misma función en la historia de nuestras montañas que es ser explotadas y sin medir los daños “ecológicos reales”.

Pero entendamos que hacen la minería. Estas son un conjunto de actividades que se relacionan con el descubrimiento y la extracción de minerales que se encuentran debajo de la tierra. En Chile la mayor explotación de estos minerales es el cobre, que es el principal ingreso del país. Ahora bien el impacto que la minería genera en si es a través de las minas, por medio de la eliminación de los residuos de esta, con el transporte de los minerales, y claramente con el proceso que se le da a este, y que generalmente produce materiales peligrosos.

Existen minas de diferentes tamaños, desde producciones mínimas, que bordean las 100 toneladas al día, hasta aquellas grandes destructoras que manejan ciento de miles de toneladas. Están las de extracción subterránea, que era el método más común hasta mediados del siglo veinte. Hoy en día las técnicas han mejorado y el proceso de esto se realiza a con la explotación de las minas a cielo abierto (Tajo abierto), aunque aún siguen existiendo minas subterráneas como ejemplo de esto el Teniente en Chile.

Ahora bien, este tipo de minería tiene relativamente un menor impacto ambiental que las de cielo abierto. Existe una menor perturbación en la superficie de la tierra, pero no por eso los efectos que causa en el agua al contaminarla con ácidos y metales. La minería de superficie hoy en día provoca la devastación del ecosistema en el cual se instala (ejemplo de esto se dará con el proyecto andina 244) afectando la contaminación y la alteración de las aguas, deforestación y destrucción de hábitats.

Ubicación de la minera Pascua Lama. Foto: www.equipo-minero.com

Retirada de los glaciares en la zona de Pascua Lama.
Foto: Milana, J.2005. Informe de Glaciares, Proyecto Pascua Lama, www.elreverde.cl

Las minas Río Blanco (División Andina) y Los Bronces (ex La Disputada). El aspecto "sucio" que presenta la cobertura nívea en la primera de estas revela que las faenas se continúan haciendo aún en invierno. Foto: www.federico-soria.blogspot.com.ar

Ahora bien, ¿cómo se ven estas minas a cielo abierto (o de tajo abierto)?. Se componen de terrazas en grandes fosas anchas y profundas, en un ambiente sin vida. Para crear esta situación remuevan toda la vegetación y el suelo, y después de esto se procede a la dinamita extensamente, se sacan las rocas y los materiales.

Ahora bien, muchos hablan de la destrucción masiva que estas provocan al medio ambiente, independiente de qué tipo de mina sea, ya que estamos hablando de una actividad en la cual se explota recursos no renovables y que utilizan procesos contaminantes y altamente destructivos (el lavado, la trituración, la clasificación de los minerales, etc.).

Ahora entraremos de lleno a mostrar algunos proyectos que atentan contra las montañas de Chile.

Pascua lama, es el primer proyecto binacional del mundo entre Chile y Argentina, se encuentra ubicado en la cordillera de los andes, a unos 150 km al suroriente de la ciudad de Vallenar, Comuna de Alto del Carmen, Provincia del Huasco, III Región. Los principales afectados de este proyecto son los agricultores del Valle del Huasco, la población de Vallenar y pueblos vecinos.

El auge y el avance de las mineras. Foto: www.nuevamineria.com

Impacto ambiental de las mineras en Pascua Lama. Foto: www.eldinamo.cl

Este proyecto consiste en la explotación a Tajo abierto de un yacimiento que contiene minerales como el oro, plata  y cobre. Por el territorio chileno se construyó un botadero estéril, un chancador primario, un complejo de mantención de equipos de mina y un polvorín para almacenar explosivos. Todo esto sobre los 4400 msnm. Por el lado argentino el proceso es en menor cantidad, se construyó un botadero estéril, un tranque de relaves, los campamentos de construcción (4000 personas) y de operación (1000 personas).

Ahora todo esto ha tenido un impacto considerable en los glaciares del lugar, los cuales han sido destruidos en gran parte durante más de 30 años, desde los inicios por las faenas de explotación de Barrick Gold, con su filial en Chile Minera Nevada, lo cual se evidencia en fotografías y en terreno.

Estos proyectos fueron aprobados en Chile por la Resolución Exenta N° 39 de la Comisión Regional de Medio Ambiente (COREMA) de la Región de Atacama, de fecha 25 de abril de 2001. Y en Argentina, la Comisión Interdisciplinaria de Evaluación Ambiental Minera (CIEAM) de la Provincia San Juan, fue creada para analizar la Declaración de Impacto Ambiental que presentó Barrick respecto del Proyecto Pascua Lama. Aunque después de esto, Argentina se convirtió en el primer país en tener una Ley de Protección de Glaciares.

Vista de Pascua Lama. Foto: www.radio.uchile.cl


Otro de los proyectos que atentan contra la cordillera de los Andes por la zona De Chile

El proyecto que expande la división, denominada 244 porque pasará de producir 94 mil toneladas de cobre fino a 244 mil, impacta a los habitantes del Valle de Aconcagua, quienes temen por el futuro del recurso hídrico en la zona. La principal preocupación de los agricultores de la zona, es el agua. La cantidad de recurso que utilizaría Codelco una vez implementada la ampliación, pondría en peligro la producción agrícola de la zona, así como el consumo humano del mismo.

Este proyecto intervendrá 26 glaciares, o mejor dicho los destruirá. Existen dos tipos de glaciares, los blancos que generan las corrientes de agua superficial y los rocosos que generan los cauces subterráneos. Estos Glaciares son las reservas más grandes e importantes de agua dulce. Lo que afectara directamente a la capital de Chile, a Valparaíso y también a la ciudad argentina de Mendoza. Habrá mayor escasez de recursos hídricos, los ríos se contaminaran con los desechos mineros y claramente habrá un incremento en las temperaturas. Ahora todo esto por el proceso denominado “desarrollo” y por la necesidad inmediata del ser humano de destruir recursos naturales no renovables. El Proyecto Expansión Andina 244 de la División Andina de Codelco es, sin lugar a dudas, la iniciativa de mayor envergadura ambiental que se está tramitando en la actualidad en nuestro país, así como el proyecto minero más grande, mirado singularmente. Con una inversión estimada de US$6800 millones – el proyecto en tramitación que le sigue en monto de inversión es Radomiro Tomic con US$5500 de millones – esta iniciativa pretende incrementar la producción de cobre fino desde las 250.000 toneladas anuales a 600.000 dentro de los primeros treinta años de operación, interviniendo, según Codelco, 14,54 hectáreas de glaciares rocosos .

Túnel del Cajón del Maipo. Foto: www.derechoalagua.cl

Es urgente que la reacción de la población sea enfática en estas actividades, estos dos ejemplos que he entregado son para que nos preocupemos de cómo nos han ido destruyendo nuestro medio ambiente, nuestras montañas, las que cumplen un rol fundamental en el equilibrio de la supervivencia del ser humano hoy se encuentran en proceso de desaparecer por el excesivo incremento de lo que llaman “Desarrollo” palabra que solo trata de ocultar que estamos a pocos años de entrar a cambios radicales en las zonas que habitamos, con la escasez del agua, la contaminación de las napas y otras.

Ahora no solo las minerías atentan contra las montañas, un caso muy cercano es el que ocurre en el cajón del Maipo, Región Metropolitana, donde actualmente se construye Alto Maipo, central Hidroeléctrica de “paso” que se construye directamente para abastecer de energía a la minera Pelambres de Antofagasta Minerals, detalle que pueden ver en el siguiente link: Cambios desastrosos en el Valle del Rio Olivares, Cajón del Maipo, Chile

La sed del oro nos dejará sin agua, Pascua Lama. Foto: www.redlatinasinfronteras.files.wordpress.com

Proyecto Alto Maipo. Foto: www.radio.uchile.cl


Noticia Relacionada:

- La universidad Nacional de Cuyo rechazo fondos mineros, Provincia de Mendoza

- Cambios desastrosos en el Valle del Rio Olivares, Cajón del Maipo, Chile

 


Números Publicados de la Revista Digital de Montaña

  • Diciembre 2019
    Diciembre 2019 - Nº 57
  • Abril 2018
    Abril 2018 - Nº 56
  • Diciembre 2017
    Diciembre 2017 - Nº 55
  • Marzo 2017
    Marzo 2017 - Nº 54
  • Julio 2016
    Julio 2016 - Nº 53
  • Enero 2016
    Enero 2016 - Nº 52
  • Agosto 2015
    Agosto 2015 - Nº 51
  • Abril 2015
    Abril 2015 - Nº 50
  • Enero 2015
    Enero 2015 - Nº 49
  • Agosto 2014
    Agosto 2014 - Nº 48
  • Junio 2014
    Junio 2014 - Nº 47
  • Abril 2014
    Abril 2014 - Nº 46
  • Febrero 2014
    Febrero 2014 - Nº 45
  • Diciembre 2013
    Diciembre 2013 - Nº 44
  • Octubre 2013
    Octubre 2013 - Nº 43
  • Agosto 2013
    Agosto 2013 - Nº 42
  • Junio 2013
    Junio 2013 - Nº 41
  • Abril 2013
    Abril 2013 - Nº 40
  • Noviembre 2012
    Noviembre 2012 - Nº 39
  • Junio 2012
    Junio 2012 - Nº 38
  • Noviembre 2011
    Noviembre 2011 - Nº 37
  • Julio 2011
    Julio 2011 - Nº 36
  • Junio 2011
    Junio 2011 - Nº 35
  • Mayo 2011
    Mayo 2011 - Nº 34
  • Abril 2011
    Abril 2011 - Nº 33
  • Enero 2011
    Enero 2011 - Nº 32
  • Diciembre 2010
    Diciembre 2010 - Nº 31
  • Noviembre 2010
    Noviembre 2010 - Nº 30
  • Octubre 2010
    Octubre 2010 - Nº 29
  • Septiembre 2010
    Septiembre 2010 - Nº 28
  • Agosto 2010
    Agosto 2010 - Nº 27
  • Julio 2010
    Julio 2010 - Nº 26
  • Junio 2010
    Junio 2010 - Nº 25
  • Mayo 2010
    Mayo 2010 - Nº 24
  • Abril 2010
    Abril 2010 - Nº 23
  • Marzo 2010
    Marzo 2010 - Nº 22
  • Febrero 2010
    Febrero 2010 - Nº 21
  • Enero 2010
    Enero 2010 - Nº 20
  • Diciembre 2009
    Diciembre 2009 - Nº 19
  • Noviembre 2009
    Noviembre 2009 - Nº 18
  • Octubre 2009
    Octubre 2009 - Nº 17
  • Septiembre 2009
    Septiembre 2009 - Nº 16
  • Agosto 2009
    Agosto 2009 - Nº 15
  • Julio 2009
    Julio 2009 - Nº 14
  • Junio 2009
    Junio 2009 - Nº 13
  • Mayo 2009
    Mayo 2009 - Nº 12
  • Abril 2009
    Abril 2009 - Nº 11
  • Marzo 2009
    Marzo 2009 - Nº 10
  • Febrero 2009
    Febrero 2009 - Nº 9
  • Enero 2009
    Enero 2009 - Nº 8
  • Diciembre 2008
    Diciembre 2008 - Nº 7
  • Noviembre 2008
    Noviembre 2008 - Nº 6
  • Octubre 2008
    Octubre 2008 - Nº 5
  • Septiembre 2008
    Septiembre 2008 - Nº 4
  • Agosto 2008
    Agosto 2008 - Nº 3
  • Julio 2008
    Julio 2008 - Nº 2
  • Junio 2008
    Junio 2008 - Nº 1

Números Publicados de Noticias de Montaña - Revista Digital de Montaña

  • Junio 2022
    Junio 2022 - Nº 139
  • Mayo 2022
    Mayo 2022 - Nº 138
  • Abril 2022
    Abril 2022 - Nº 137
  • Marzo 2022
    Marzo 2022 - Nº 136
  • Especial NOA 2022
    Especial NOA - Nº 135
  • Febrero 2022
    Febrero 2022 - Nº 134
  • Enero 2022
    Enero 2022 - Nº 133
  • Diciembre 2021
    Diciembre 2021 - Nº 132
  • Noviembre 2021
    Noviembre 2021 - Nº 131
  • Octubre 2021
    Octubre 2021 - Nº 130
  • Septiembre 2021
    Septiembre 2021 - Nº 129
  • Agosto 2021
    Agosto 2021 - Nº 128
  • Julio 2021
    Julio 2021 - Nº 127
  • Junio 2021
    Junio 2021 - Nº 126
  • Mayo 2021
    Mayo 2021 - Nº 125
  • Abril 2021
    Abril 2021 - Nº 124
  • Marzo 2021
    Marzo 2021 - Nº 123
  • Febrero 2021
    Febrero 2021 - Nº 122
  • Enero 2021
    Enero 2021 - Nº 121
  • Diciembre 2020
    Diciembre 2020 - Nº 120
  • Noviembre 2020
    Noviembre 2020 - Nº 119
  • Octubre 2020
    Octubre 2020 - Nº 118
  • Septiembre 2020
    Septiembre 2020 - Nº 117
  • Agosto 2020
    Agosto 2020 - Nº 116
  • Julio 2020
    Julio 2020 - Nº 115
  • Junio 2020
    Junio 2020 - Nº 114
  • Mayo 2020
    Mayo 2020 - Nº 113
  • Abril 2020
    Abril 2020 - Nº 112
  • Marzo 2020
    Marzo 2020 - Nº 111
  • Febrero 2020
    Febrero 2020 - Nº 110
  • Enero 2020
    Enero 2020 - Nº 109
  • Diciembre 2019
    Diciembre 2019 - Nº 108
  • Noviembre 2019
    Noviembre 2019 - Nº 107
  • Octubre 2019
    Octubre 2019 - Nº 106
  • Septiembre 2019
    Septiembre 2019 - Nº 105
  • Agosto 2019
    Agosto 2019 - Nº 104
  • Julio 2019
    Julio 2019 - Nº 103
  • Junio 2019
    Junio 2019 - Nº 102
  • Mayo 2019
    Mayo 2019 - Nº 101
  • Abril 2019
    Abril 2019 - Nº 100
  • Marzo 2019
    Marzo 2019 - Nº 99
  • Febrero 2019
    Febrero 2019 - Nº 98
  • Enero 2019
    Enero 2019 - Nº 97
  • Diciembre 2018
    Diciembre 2018 - Nº 96
  • Noviembre 2018
    Noviembre 2018 - Nº 95
  • Octubre 2018
    Octubre 2018 - Nº 94
  • Septiembre 2018
    Septiembre 2018 - Nº 93
  • Agosto 2018
    Agosto 2018 - Nº 92
  • Julio 2018
    Julio 2018 - Nº 91
  • Junio 2018
    Junio 2018 - Nº 90
  • Mayo 2018
    Mayo 2018 - Nº 89
  • Abril 2018
    Abril 2018 - Nº 88
  • Marzo 2018
    Marzo 2018 - Nº 87
  • Febrero 2018
    Febrero 2018 - Nº 86
  • Enero 2018
    Enero 2018 - Nº 85
  • Diciembre 2017
    Diciembre 2017 - Nº 84
  • Noviembre 2017
    Noviembre 2017 - Nº 83
  • Octubre 2017
    Octubre 2017 - Nº 82
  • Septiembre 2017
    Septiembre 2017 - Nº 81
  • Agosto 2017
    Agosto 2017 - Nº 80
  • Julio 2017
    Julio 2017 - Nº 79
  • Junio 2017
    Junio 2017 - Nº 78
  • Mayo 2017
    Mayo 2017 - Nº 77
  • Abril 2017
    Abril 2017 - Nº 76
  • Marzo 2017
    Marzo 2017 - Nº 75
  • Febrero 2017
    Febrero 2017 - Nº 74
  • Enero 2017
    Enero 2017 - Nº 73
  • Diciembre 2016
    Diciembre 2016 - Nº 72
  • Noviembre 2016
    Noviembre 2016 - Nº 71
  • Octubre 2016
    Octubre 2016 - Nº 70
  • Septiembre 2016
    Septiembre 2016 - Nº 69
  • Agosto 2016
    Agosto 2016 - Nº 68
  • Julio 2016
    Julio 2016 - Nº 67
  • Junio 2016
    Junio 2016 - Nº 66
  • Mayo 2016
    Mayo 2016 - Nº 65
  • Abril 2016
    Abril 2016 - Nº 64
  • Marzo 2016
    Marzo 2016 - Nº 63
  • Febrero 2016
    Febrero 2016 - Nº 62
  • Enero 2016
    Enero 2016 - Nº 61
  • Diciembre 2015
    Diciembre 2015 - Nº 60
  • Noviembre 2015
    Noviembre 2015 - Nº 59
  • Octubre 2015
    Octubre 2015 - Nº 58
  • Septiembre 2015
    Septiembre 2015 - Nº 57
  • Agosto 2015
    Agosto 2015 - Nº 56
  • Julio 2015
    Julio 2015 - Nº 55
  • Junio 2015
    Junio 2015 - Nº 54
  • Mayo 2015
    Mayo 2015 - Nº 53
  • Abril 2015
    Abril 2015 - Nº 52
  • Marzo 2015
    Marzo 2015 - Nº 51
  • Febrero 2015
    Febrero 2015 - Nº 50
  • Enero 2015
    Enero 2015 - Nº 49
  • Diciembre 2014
    Diciembre 2014 - Nº 48
  • Noviembre 2014
    Noviembre 2014 - Nº 47
  • Octubre 2014
    Octubre 2014 - Nº 46
  • Septiembre 2014
    Septiembre 2014 - Nº 45
  • Agosto 2014
    Agosto 2014 - Nº 44
  • Julio 2014
    Julio 2014 - Nº 43
  • Junio 2014
    Junio 2014 - Nº 42
  • Mayo 2014
    Mayo 2014 - Nº 41

Noticias y Novedades de Montaña del CCAM


Es nuestra misión dar a conocer la Cultura de Montaña Argentina y por lo tanto es prioritario que si es utilizado nuestro material visual, acuerden con la institución su uso.
Si están interesados en el material fotográfico del CCAM, le sugerimos que se contacten a: info@culturademontania.org.ar

Todo el material fotográfico del CCAM es restaurado y publicado en alta resolución.




Suscribite a Noticias de Montaña


  • Taller de Primeros Auxilios
  • Red Cultural de Montaña
  • Seccion Relatos de Viajes y Expediciones
  • Seccion Historia del Montañismo
  • Museo de Historia del Montañismo
  • Seccion Esquí de Montaña
  • Seccion Biografía y Personajes
  • Seccion Guías de Montañas Argentinas
  • Sección Arqueología & Antropología
  • Seccion Espeleología
  • Sección Libros de Montaña
  • Banner Material Fotográfico
  • Publicidades de Montaña
  • Enlaces de Montaña
Acompáñanos en esta gran aventura - Sé parte del equipo de CCAM - ÚNETE AHORA